Moda con Lluvia

Martes, 27 Mayo   

Cuando empiezan las lluvias, es importante prepararse para que a pesar de los
inconvenientes no perdamos el glamour, ni la elegancia. La estación húmeda no es
excusa para olvidarnos de nuestra apariencia.
La sombrilla es uno de los elementos básicos cuando llueve, pero estos no tienen
porque ser feos, ni echar a perder nuestra apariencia. Según las últimas tendencias,
estos accesorios vienen con tela de teflón, lo que hace que el agua resbale, y haya
sólo que darles una pequeña sacudida para secarla. Éstas traen una armazón muy
fuerte que no se quiebra ni se dobla con el viento. Eso sí, para obtener una de
éstas debes pagar un poco más.
Cuando vayas a adquirir una sombrilla recuerda siempre que ésta la utilizarás en
toda ocasión, por lo que es mejor si buscas una de color neutro y con diseños
discretos para que no desentone con tu apariencia.
Otra opción, un poco más costosa, es tener una sombrilla para cada ocasión. Así
puedes conseguir sombrillas de marca, en colores lisos como blanco, negro o café y
con mangos elegantes que tengan algún diseño en dorado, para reuniones importantes o
fiestas en la noche.
Por otro lado, puedes tener otra más sencilla, pero igualmente discreta que te sirva
para el trabajo o reuniones de tarde.