Demasiado Sexy no Aplica en el Trabajo

Jueves, 31 Julio   

La investigación realizada por Peter Glick, psicólogo social de la Universidad de Lawrence y publicada en la revista Psychology Of. Women Quaterly, demuestra que las mujeres profesionales que se visten de una forma demasiado sexy son consideradas menos eficientes y menos inteligentes que aquellas que se visten de forma más conservadora.

En el estudio se mostraron videos con imágenes de dos grupos de mujeres: unas vestían pantalones, suéteres de cuello alto y zapatos planos; las otras minifaldas, tops escotados y tacones. Las personas que participaron en el estudio coincidieron en la opinión de que las primeras estaban más capacitadas para tomar decisiones y eran más listas que las segundas.

“Las mujeres que tienen un puesto de responsabilidad deben resistirse a la tentación (de vestirse de forma provocadora) si quieren ganarse el respeto de sus colegas”, afirma el estudio. La opinión generalizada era también que las mujeres que se visten de forma demasiado provocadora intentan utilizar su sexualidad para avanzar profesionalmente.

Los asesores de imagen y moda son muy conscientes de esta realidad y afirman que la triste realidad es que el ser humano sí evalúa la inteligencia, la eficacia o la competencia de los demás basándose en la imagen.